Esta persona era requerida por un juez de garantías desde el pasado 14 de octubre para que respondiera por el delito de homicidio agravado, trafico fabricación y porte de armas o municiones. El sindicado es acusado de asesinar junto a otro hermano y la comunidad a dos sicarios que acabaron con la vida de uno de sus hermanos en San Onofre, Sucre.

Hasta la carrera 36 con calle 22 del barrio Villa Luz de Valledupar llegaron uniformados pertenecientes a la Policía Cesar, en donde dieron con la ubicación de Edison Campo Rivera, de 35 años, natural de San Onofre-Sucre, quien era requerido por solicitud de la Fiscalía 23 Seccional de Vida de Sincelejo.

El hecho

De acuerdo a lo manifestado por la Policía Sucre, alias ‘el Chiqui’ está vinculado a un proceso judicial en el que ya había sido capturado uno de sus hermanos y otras personas, esto debido a que para el 25 de agosto del 2018 dos sicarios llegaron hasta la vivienda de un hermano y le dispararon sin mediar palabra alguna.

De derecha a izquierda Stalin Alberto García Díaz y Francisco Javier Bello Julio.

Para esa fecha, una fuente contó a El Digital Noticias que, “la primera víctima fue Edwin Campo Rivera, alias ‘el Tigre’ o ‘el Patrón’, quien sería uno de los máximos expendedores de alucinógenos en San Onofre, este se encontraba en su vivienda hasta donde llegaron Stalin Alberto García Díaz, de 37 años de edad, y de Francisco Javier Bello Julio, de 25 años; que le dispararon en repetidas oportunidades y dejaron a su mujer Yoleida Berrío Baena, de 36 años, herida”.

Carmelo Campo Rivera había sido capturado en enero en Valledupar, se encuentra en la cárcel.

Tras la acción, el informante dijo que Edison Campo Rivera, hermano de ‘el Tigre’, junto otras personas de la comunidad y Carmelo Campo Rivera; capturado a mediados de enero en Valledupar, atacaron a los sicarios que, según el reporte de las autoridades, quedaron malheridos, llevando a García Díaz hasta la clínica Santa María de Sincelejo, donde murió  el 27 de agosto de 2018, debido a dos impactos de bala; uno en la cabeza con exposición de masa encefálica y otro en la rodilla.

Por su parte, Bello Julio dejó de existir el 20 de septiembre de 2018 en la clínica Rey David de Sincelejo por cuatro heridas con arma blanca: en la cabeza, el cuello, en el rostro y en la muñeca de la mano izquierda.

Por este acto, las autoridades iniciaron un proceso investigativo que arrojó como resultado la captura de Carmelo Campo Rivera el mes pasado en Valledupar, un segundo hombre en Barranquilla y la de ‘el Chiqui’, quien fue enviado a prisión por un juez, al igual que los otros.

Comparte este post en tus redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter